Tras realizar la primera fase de la reforma del Bar Cascudo (Villalba, Lugo) os presentamos el resultado con baños adaptados y nuevo espacio para el comedor.

Lo primero que nos encontramos en este proyecto fue un local de 90 m2 completamente vacío (cerramiento de ladrillo y forjado de hormigón) en el que había que realizar un almacén y distribuidor de unos 25 m2 y el resto dedicado a comedor. También efectuamos la nueva ubicación de los baños adaptados a la normativa de accesibilidad en la zona de bar.

Materiales

Basamos nuestro diseño en 3 elementos fundamentales: madera (roble y lacada), ceppo di gre y mortero blanco para darle una imagen limpia y aprovechar al máximo la altura existente y la luz natural. Todo el suelo está realizado en porcelánico de ceppo di gre, al igual que alicatados de baños, dándole un aspecto homogéneo y de continuidad a todo el conjunto. En cuanto a los paramentos verticales usamos una combinación de panelados de roble fresados en forma de espiga, espejos y mortero con textura lijado y barnizado.

Debido a la necesidad de tener un techo registrable y debido a que no teníamos demasiada altura, decidimos utilizar un techo de lamas de madera lacados en blanco y forjado superior pintado en negro para dar la sensación de ligereza.

Iluminación

Está basada en proyectores orientables colocados entre las lamas dejando todo el protagonismo al techo de lamas y no teniendo tanto ‘peso’ en el conjunto. En las zonas de menos luz, se optó por una luz led perimetral para destacar la textura del mortero y los espejos situados a una altura de 170 cm en la única pared que no tiene iluminación natural para reflejar esa luz y darle amplitud visual a todo el comedor.

En lo referente al bar también realizamos la nueva ubicación de los baños adaptados a la normativa de accesibilidad y siguiendo la misma línea del comedor: ceppo di gre y madera.

ANTES

DURANTE

DESPUÉS